La Policía Local reforzó durante el fin de semana un dispositivo especial con motivo del fin del estado de alarma

Ante la finalización de la declaración del estado de alarma por el Gobierno de España el pasado 9 de mayo y tras la finalización de las restricciones a la movilidad en horas nocturnas, la Policía Local de Puerto del Rosario estableció el pasado fin de semana un dispositivo especial de control para evitar las aglomeraciones y las concentraciones de personas, así como la vigilancia y el control del tráfico en el municipio, encaminado a la prevención y contención para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19.

Durante el dispositivo llevado a tal efecto por diferentes puntos de la capital y horarios se establecieron controles estáticos de tráfico con resultado de dos conductores puestos a disposición de la autoridad judicial por sendos delitos contra la seguridad del tráfico al conducir bajo los efectos de bebidas alcohólicas, uno la madrugada del viernes y otro la del sábado, así como se interpusieron cuatro denuncias administrativas tramitadas, tres de las cuales por conducir bajo los efectos de bebidas alcohólicas y una por conducción temeraria, además de otras tres denuncias más ante la Jefatura Provincial de Tráfico por carecer de seguro obligatorio y dos por no haber pasado la I.T.V., siendo retirados un total de cuatro vehículos con grúa al depósito municipal.

 

Asimismo, la Policía Local tramitó un expediente de denuncia a un establecimiento por exceder el horario de cierre permitido y cuatro más por infracciones a la Ordenanza Municipal de Medioambiente al originar molestias a la convivencia por ruidos.

Durante el dispositivo del fin de semana no se registraron en Puerto del Rosario accidentes de tráfico de mención ni concentraciones de personas.

Desde la Corporación Local, conjuntamente con la Policía capitalina, se hace un llamamiento para que se continúe con el cumplimiento de las normas sanitarias tendentes a evitar los contagios por la COVID-19.