FRANCISCO ALVAREZ «EL MATARIFE» EN EL CALLEJERO DE LA CAPITAL

RECONOCIMIENTO EN EL CALLEJERO A LA FIGURA DE “ “PACO EL MATARIFE” EJEMPLO DE ESPIRITU SOLIDARIO EN LA RECIENTE HISTORIA DE LA CAPITAL

El Ayuntamiento de Puerto del Rosario reconoció en el callejero de la capital a la figura de D. Francisco Alvarez Rodríguez “ El Matarife”, en un sencillo acto que tuvo lugar este viernes, 04 de diciembre, a las 11:00h, en el tramo peatonal de la Plaza de la Paz, colindante con la sede la cruz roja insular.
En el acto estuvieron presentes, además de su familia y un número importante de amigos y compañeros, el Alcalde de Puerto del Rosario, Marcial Morales, el Vicepresidente del Cabildo majorero, Antonio Mesa, en representación de la primera institución insular, el Dr Arístides Hernández Morán, que compartió intensamente con el homenajeado aquellos momentos de creación de la Cruz Roja Insular, y Gerardo Mesa Noda, actual Presidente de esta ONG en Fuerteventura.
El Alcalde capitalino aprovechó su intervención para “agradecer a la familia su predisposición a acoger la iniciativa municipal a la vez que recordó la figura ejemplar de “Paco El Matarife” como referencia de persona comprometida con su entorno en el terreno de la solidaridad, la participación y el trabajo por los demás”. Pedro Alvarez, hijo del fallecido Francisco Alvarez, esbozó en su intervención la trayectoria vital de su padre, recorriendo en pocas palabras, una vida entregada a los demás sin escatimar en esfuerzos ni tiempo, una absoluta dedicación a sus semejantes como la principal de sus virtudes.
Francisco Alvarez fue una de las personas más comprometidas socialmente que haya conocido este municipio, su labor altruista presidió toda su vida, vinculado especialmente a la Cruz Roja Insular desde sus comienzos.
Francisco Álvarez Rodríguez (1928-1996), nació en el barrio de San Juan de la capital grancanaria, llegando a Puerto de Cabras en abril de 1950 para cumplir el servicio militar en el Batallón de Infantería Fuerteventura LIII, que entonces guarnecía esta plaza. Aquí se casó con doña Felicidad Domínguez González, y nunca más abandonó la isla.
Comenzó sus trabajos como jornalero portuario, compaginando esta labor con las de amarrador en el muelle, matarife y aguador, repartiendo agua a domicilio.
Recién había participado en el rescate de heridos de un accidente en Playa Blanca, en 1960, en sofocar el incendio de un barco en el puerto…; a instancias del doctor Arístides Hernández Morán, se dedicó a la búsqueda de gente para reconstituir la Asamblea Insular de Cruz Roja.
Esta nominación responde al acuerdo tomado por Pleno de la Corporación portuense el pasado 28 de abril de 2009, donde, respondiendo a la propuesta elaborada en el seno de la Comisión de Honores y Distinciones, se decidió reconocer a la figura de Francisco Alvarez entre otras nominaciones que, periódicamente se han ido incorporando al callejero de Puerto del Rosario.

Puerto del Rosario, a 04 de diciembre 2009