El vecino Francisco Barrera da desde hoy nombre a una calle en La Asomada

Compañeros de profesión, amigos, familiares y vecinos se sumaron al acto de homenaje celebrado hoy en memoria de Juan Francisco Barrera Curbelo, vecino ejemplar de La Asomada que desde la tarde de hoy da nombre a una de las calles del pueblo portuense.

Barrera, distinguido entre sus vecinos por su gran calidad humana y su constante compromiso en actividades para el pueblo, fue reconocido entre la ciudadanía de Puerto del Rosario por su labor como trabajador de correos durante más de cuarenta años, sector en el que destacó por su diligencia como cartero rural. Su participación como peón en la construcción de la iglesia del pueblo, el desempeño de actividades junto al C.D. Herbania, y su compromiso ciudadano en trabajos sociales, culturales y deportivos que desarrollaba de forma altruista para su comunidad le granjearon el cariño de todos.

El alcalde de Puerto del Rosario, Marcial Morales, destacó la figura de este querido vecino, señalando como un orgullo haber contado con su compromiso, e indicó, en nombre de todas las fuerzas políticas que conforman el pleno del Ayuntamiento, que esta distinción es “un honor”, por cuanto permite reconocer, en su propio pueblo, la labor de este vecino.

“El acto que hoy celebramos tiene vocación clara de permanencia en el tiempo”, indicó Morales, que calificó la denominación de la nueva calle de la Asomada como un espacio con “un significado muy especial”.

El alcalde agradeció a la comunidad haber solicitado este reconocimiento: “tenían claro, tienen claro y tenemos todos claro, y por eso estamos aquí, que este amigo, este vecino, este compañero, reúne y reunió en su vida méritos suficientes, nada más y nada menos que para que a partir de hoy parte de La Asomada tome el nombre de Juan Francisco Barrera Curbelo”, señaló Morales.

Amigos y familiares expresaron la profunda ilusión de dar cabida en el pueblo de La Asomada esta nueva calle, indicando que las cualidades de Juan Francisco Barrera lo hacen, sin lugar a dudas, merecedor de esta distinción en su tierra. Tras descubrir la nueva placa que da nombre a la vía, algunos de sus amigos dedicaron a Barrera una emotiva copla, con una letra compuesta para la ocasión y ante la que el público asistente no quedó indiferente. 

La propuesta de reconocimiento en el Callejero de Puerto del Rosario para incluir el nombre de Don Juan Francisco Barrera Curbelo se aprobó con la unanimidad de los Grupos Políticos representados en la Comisión de Honores, Distinciones y Hermanamientos del Ayuntamiento de Puerto del Rosario, en la reunión celebrada el pasado 22 de abril de 2014. Este acuerdo fue refrendado por el Pleno celebrado por la Corporación Municipal, el pasado 28 de abril, por unanimidad de todas las fuerzas políticas representadas en este órgano.